¿Hay gatos agresivos?

Gato enfadado

Mucho se ha hablado y se habla de perros a los que hay que temer porque se dice que son muy peligrosos y que incluso podrían causarte mucho daño aunque los hayas tratado bien, algo que, por otra parte, no es cierto, pero ¿hay gatos agresivos? No sería extraño pensarlo, pues el felino es un animal generalmente solitario y muy territorial.

Si ya hay que tener mucha paciencia adiestrando a los perros, a los gatos hay que tratarlos con más mimo si cabe, pues si los tratamos mal una vez, podemos dar por hecho que el grado de confianza que hayamos podido alcanzar se romperá como se rompe un vaso de cristal al caer al suelo. Y puede ser muy difícil recuperarla.

Gatos agresivos: ¿mito o realidad?

Gato enfadado

Los seres humanos, al igual que el resto de animales, se protegen contra el dolor. A nadie le gusta que le arañen o le muerdan, y si un animal lo hace durante nuestra más tierna infancia, es probable que crezcamos sintiendo cierto miedo e inseguridad cuando nos pasa cerca. Pero muchos de estos miedos se podrían disipar si dedicáramos un tiempo a aprender de ese animal que tanto daños no hizo, pues siempre hay una causa detrás del efecto.

Los gatos son animales solitarios, sí, pero pueden llegar a ser muy sociales si se les respeta y se les da cariño en dosis justas (es decir, cada vez que las pidan y cada vez que queramos dárselas mientras descansan o juegan, sin agobiarles); por el contrario, crecerán aislados de las personas si ellas no han mantenido ese contacto diario cuando eran cachorros, o si no hacen caso de sus felinos en casa. Esto significa que dependiendo de cuánto cariño le demos, serán más sociables o menos.

Por naturaleza, los felinos han de mostrarse agresivos cuando cazan, o cuando defienden su territorio o a su familia o a su propia vida, pero en las demás situaciones que se puedan encontrar a lo largo del día, lo único que van a hacer es descansar, comer, explorar su entorno e interactuar con los de su especie de vez en cuando (o a diario en el caso de los leones). Así pues, detrás de los comportamientos agresivos siempre hay una causa, un motivo por el cual estos animales deben de luchar.

En este sentido, no se diferencian mucho de nosotros. Los seres humanos también nos podemos mostrar violentos cuando nuestros seres queridos están siendo amenazados, o cuando nuestra vida corre peligro. Es algo completamente natural. Es instintivo. ¿Significa eso que la raza humana es peligrosa? ¿Significa eso que los gatos son peligrosos? No, para nada. Puede haber algunos individuos que sí lo sean, sobretodo en el caso de los humanos, pero pienso que etiquetar como peligrosa o agresiva a una especie (Felis catus en el caso de los gatos, Homo sapiens sapiens en el caso de las personas) por unos pocos individuos es algo que no se debería de hacer.

¿Cuándo se muestran agresivos los gatos?

Centrándonos en los gatos que viven en las casas, con o sin permiso para salir al exterior, estos peludos pueden mostrarse agresivos en estas situaciones:

  • La llegada de un nuevo animal de cuatro patas a la familia: es un caso típico. Adoptamos o adquirimos un perro o un gato nuevos y el gato que ya teníamos se enfada. Le bufa, le gruñe e incluso puede querer atacarle. Para evitarlo, es muy importante presentarlos poco a poco, dejando al animal ”nuevo” dentro de una habitación durante 4-5 días e intercambiarles las camas durante ese tiempo para que se acostumbren al olor.
  • Ambiente familiar tenso: los gatos son muy sensibles. Pueden detectar fácilmente nuestros sentimientos y emociones, absorbiéndolas. Si estos sentimientos son negativos, ellos lo pasarán mal, hasta el punto de que si la situación se mantiene por días o semanas, los felinos llegarán a un punto en el que no van a poder más. Cuando hayan alcanzado su límite, una manera de ”explotar” puede ser mostrándose agresivos e irritables.
  • Cuando sienten dolor: si tienen alguna enfermedad o si han sufrido un accidente, se sentirán mal durante varios días, lo cual es lógico. Pero hay algunos gatos que toleran muy mal el dolor, hasta el punto de que pueden tener comportamientos agresivos. Para evitarlo, no hay nada como enchufar el difusor de Feliway en la habitación donde se encuentren, y darles muchos mimos -sin agobiar- y premios en forma de latas para gatos.
  • Cuando han operado a un amigo: no siempre ocurre, pero cuando viven dos o más gatos juntos en una casa, cuando han operado a uno de ellos, al regresar pueden mostrarse un poco antisociales con él. ¿Por qué? Por el olor que desprende. Nuestra nariz no puede detectarlo -o no tan bien como la suya-, pero al haber estado en la clínica o en el hospital veterinarios durante horas o días, el cuerpo de nuestro gato llega a oler a clínica o a hospital veterinario. Ese es un olor que a los felinos no les gusta, de modo que cuando lo sienten lo hacen saber. Para evitar problemas, hay que mantener al gato convaleciente en una habitación separado del resto hasta que mejore.

¿Por qué muerden los gatos?

Los gatos son animales generalmente pacíficos. Saben que con sus uñas y dientes pueden hacer mucho daño, pero también saben que les pueden hacer daño a ellos, de modo que sólo muerden a las personas cuando se sienten amenazados o cuando juegan. Para evitarlo, es de suma importancia tratarles con respeto y cariño, y no dejarles jugar nunca con nuestras manos ni pies. Tienes más información en estos artículos: Cómo evitar que mi gato me muerda, Por qué mi gato me lame y después me muerde, y Qué hago si mi gato me muerde.

¿Se pueden evitar los comportamientos agresivos?

Gato

Sí, pero no al 100%, ya que es imposible tener controladas todas las situaciones y tampoco podemos saber con exactitud qué ocurrirá dentro de un mes o dentro un año. Pero sí que podemos hacer muchas cosas para que nuestros gatos sean sociales, amistosos y cariñosos, y son las siguientes:

Darles mucho cariño

Lo sé, puedo llegar a ser muy insistente, pero el cariño es fundamental para conseguir que nuestros amigos puedan convivir bien y felices con nosotros. Hay que empezar a dárselos ya desde el primer día que llegan a casa. Si son cachorritos, hay que cogerlos en brazos varias veces al día, y si han llegado siendo adultos hay que dejarles su espacio personal y aprovechar al máximo esos ratitos en los que se sientan cómodos y relajados.

Tener paciencia con ellos

Sobretodo los gatitos o los gatos muy activos pueden llegar a pasarse el día correteando de un sitio a otro. Por el camino, pueden no darse cuenta y dejar caer algunas cosas y éstas romperse, y eso por no hablar de que hay peludos que disfrutan haciendo travesuras. Pero, independientemente de la edad que tengan hay que ser pacientes.

Premiarles por su buena conducta

Cada vez que hagan algo bien, no hay que dudar en premiarles. Hay muchas maneras de hacerlo: dándoles una lata de comida húmeda para gatos, una caricia, un abrazo, un juguete para jugar… Premiar su buena conducta no sólo les alegrará, sino que además es una manera de asegurarnos de que volverán a portarse bien.

No jugar con las manos ni con los pies

A los gatitos o gatos hay que hacerles entender que ninguna parte de nuestro cuerpo es un juguete, tengan la edad que tengan. Es cierto que cuando son muy cachorritos no hacen tanto daño, pero hay que tener presente que una vez que sean adultos seguirán haciendo todo lo que han aprendido y todo lo que les hemos dejado hacer de pequeños. Por ello, cada vez que intente arañarnos o mordernos, tenemos que detener el juego y dejar a los animales en el suelo -si estaban en el sofá o cama-, o solos -si estaba en el suelo-.

Socializarlos con otros animales de cuatro patas…

Si se tienen amigos que tienen perros y/o gatos, se puede aprovechar para que nuestros gatitos interactúen con ellos. De esta forma, si el día de mañana queremos tener más gatos o un can, les será más sencillo adaptarse.

…y con las personas

Tener a los gatos dentro de una habitación cada vez que vienen visitas no es una buena idea. Con esto lo único que se consigue es que crezcan aislados, sintiéndose muy inseguros ante la presencia de desconocidos que vienen a vernos. Por ello, es muy recomendable que los peludos hagan vida con la familia y con las visitas. Por supuesto, hay que mantener las puertas y ventanas cerradas para evitar que salgan del hogar, pero por lo demás, es aconsejable dejarlos que interactúen con los seres humanos que vengan.

Humano y gato

Esperamos que estos consejos te sean de utilidad 🙂 .

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida

Categorías

Curiosidades

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *