¿Se le puede dar paracetamol a un gato?

Gato tomando una pastilla

Sabemos que el gato puede sufrir numerosas patologías a lo largo de su vida. Algunas de ellas son de fácil diagnóstico, ya que los síntomas que presenta son parecidos a los que tenemos nosotros a veces. Debido a ello, hay personas que deciden dar el mismo medicamento que le recetaron a ellas a su felino.

Este es un hábito peligroso que puede poner en peligro la vida del animal, ya que aunque tenga la misma enfermedad que nosotros tuvimos, el cuerpo es distinto. Por eso, si te estás preguntando si puedes dar paracetamol a tu gato, la respuesta es no. A continuación te explicamos por qué.

¿Qué es el paracetamol?

El paracetamol es un medicamento antiinflamatorio y antipirético (disminuye la temperatura corporal en caso de fiebre) que resulta tóxico si se toma en dosis más altas de las recomendadas. Si esto ocurre, el hígado puede acabar muy dañado. Por ello, nunca hay que dar paracetamol (ni cualquier otro medicamento sin previa consulta a un veterinario) a un gato.

Su sensibilidad a este medicamento es muy grande, más que la que tienen los perros, hasta el punto que empezará a mostrar síntomas de intoxicación entre las 3 y las 12 horas después de la ingestión. Si no recibe tratamiento veterinario, puede morir entre las 24 y las 72 horas después de haberlo ingerido.

Intoxicación en gatos por paracetamol

Aunque es cierto que pensamos en nuestros gatos como parte de nuestra familia, no son como nosotros en cuanto así salud. Es cierto que compartimos muchas cosas con ellos: nuestro amor, nuestro hogar y a veces lo que comemos. Compartir nuestra vida con os gatos es muy gratificante, no todo lo que hacemos los seres humanos se puede compartir con nuestros amigos felinos.

Esto ocurre con el paracetamol. Este medicamento está en cualquier hogar porque se toma con regularidad por los humanos (adultos) para los dolores de cabeza o los dolores musculares. Pero este medicamento es muy tóxico en los gatos y solo una pastilla podría matarle, es como si le estuvieras dando veneno.

Gato mirando fijamente

Síntomas de intoxicación en gatos y tratamiento

Si tu gato ha ingerido paracetamol, observarás estos síntomas: debilidad, vómitos, diarrea, depresión, coloración morada o azulada de las mucosas, babeo excesivo, problemas para respirar y/o convulsiones.

Así, si sabes que ha tomado, o sospechas que lo ha hecho, debes llevarlo al veterinario lo antes posible. Una vez allí, le harán un lavado de estómago con el fin de eliminar cualquier resto de medicamento.

¿Puedo darle una dosis pequeña de paracetamol a mi gato?

No. Cualquier dosis de paracetamol podría matar a tu gato, ya que el grado de intoxicación es con una dosis muy baja. No existe ninguna dosis de paracetamol segura para darle a los gatos. De ningún modo debes darle este tipo de medicamento a un gato y además, es necesario que lo tengas lejos de su alcance para evitar que lo tomen sin querer.

¿Por qué es tan venenoso?

Los gatos no tienen la enzima que se necesita para descomponer el paracetamol en su organismo, por lo que no es seguro. Además, si lo ingieren pueden formar compuestos peligrosos dentro de su cuerpo. Sus glóbulos rojos se verían afectados y el oxígeno de su organismo no circularía correctamente. Además, los compuestos del paracetamol haría que su hígado comenzase a fallar, teniendo un daño hepático muy severo y peligroso.

¿Qué debo hacer si mi gato ha ingerido paracetamol de forma accidental?

Si le has dado paracetamol a tu gato o crees que lo ha tomado de manera accidental, tendrás que llevarle al hospital veterinario inmediatamente. El tiempo que transcurre es esencial para tratar la intoxicación que le causa este medicamento.

No esperes a la mañana siguiente si ha ocurrido por la noche, el tiempo que pase puede ser mortal para tu gato. Por eso, si la consulta veterinaria está cerrada, tendrás que acudir a un hospital veterinario de 24 horas o de urgencias para que le trate de manera inmediata.

Gato con dolor y malestar

¿Qué hará el veterinario si tu gato a ingerido paracetamol?

Si has llevado lo más rápido posible a tu gato al veterinario porque ha ingerido paracetamol, tu veterinario sedará a tu felino y le dará un medicamento para evitar que tu gato absorba el su organismo más cantidad de paracetamol. Como te hemos comentado más arriba, el lavado de estómago será necesario.

Además puede que le pongan suero intravenoso y otros cuidados de apoyo como oxígeno o transfusiones de sangre. Dar acetilcisteína para ayudar a prevenir una mayor degradación tóxica. Desafortunadamente, si tu gato ya muestra signos de intoxicación por paracetamol, aún puede morir incluso con atención veterinaria… Por eso es tan importante alejarles de este tipo de medicamentos y ser consciente de su peligro para evitar que el desenlace sea fatal.

¿Qué le puedo dar a mi gato si tiene dolor?

Si crees que tu gato tiene dolor o que no está bien de salud, tendrás que acudir a tu veterinario lo antes posible. De esta manera, podrás examinar a tu gato y saber cómo tratarlo.

Gato mirando pastillas que no debe tomar

El veterinario es el único que podrá recetarle analgésicos para el dolor y que sean seguros para los gatos. Dependerá del tipo de dolencia y las características de tu mascota. Pero nunca, bajo ninguna circunstancia le des a tu gato medicación para humanos (ni de adultos ni tampoco de niños).

En cualquier caso, siempre será el profesional veterinario quien decida qué tipo de medicamento administrar al gato, la cantidad y el tiempo que deberás administrárselo y cómo. Nunca, bajo ninguna circunstancia le des a tu mascota medicamentos solo porque alguien te ha dicho que es bueno, porque lo has leído en algún sitio o porque recuerdas que alguien te comentó que era buena idea.

No. Tu mascota si no se encuentra bien o crees que tiene algún tipo de dolor, tendrás que llevarle al veterinario y que sea el profesional quien decida qué medicación darle acorde al tipo de dolencia que tiene tu mascota. No decidas por él.

Nunca hay que darle un medicamento a un gato sin antes consultar con un veterinario. Sólo él sabrá indicarnos cuál le podemos dar y en qué dosis.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)