Remedios caseros para arañazos de gato

Gato negro afilándose las uñas

El gato es un felino que tiene unas garras que procura mantener siempre bien afiladas. Ya desde muy jovencito las utiliza para saltar y trepar. El problema es que sin quererlo a veces puede hacernos daño, pues la piel humana no sólo es muy fina sino que además apenas tiene pelo protector, de modo que de vez en cuando nos podemos llevar algún que otro arañazo.

Si bien hay varias causas por las que este precioso peludo araña, la más común suele ser el juego. Por este motivo, es muy importante enseñarle a no hacerlo desde el primer día que llega a casa. Mientras tanto, es interesante tener a mano estos remedios caseros para arañazos de gato.

¿Por qué araña mi gato?

El gato es un animal que tiene uñas y que las utiliza para trepar y subir. Es un felino, y sin ellas no podría llevar una vida de gato. Es muy importante tener esto siempre presente y no optar por amputárselas (una práctica que, por cierto, está prohibida en Europa). Si nos araña, no tenemos que gritarle, sino enseñarle a no hacerlo. Veamos primero por qué araña el gato:

  • Juega: especialmente se da en el gatito. Un gato joven usa sus garras para explorar. Además, no controla su fuerza durante el juego.
  • Está enfermo: si tiene dolor o molestias, el peludo estará a la defensiva por lo que podría atacar.
  • Está estresado: si está tenso (o vive en un ambiente familiar tenso) reaccionará de forma violenta para defenderse.
  • No ha tenido relación las personas: si ha sido rescatado de la calle, o si ha sido maltatado, el peludo arañará a aquellos que quieran ayudarle porque no está acostumbrado.

¿Qué hacer?

Lo primero y más importante es respetar en todo momento al gato. No hay que pegarle, ni gritarle, ni perseguirle, ni tampoco acariciarle si no quiere. Si nos araña, lo que haremos será simplemente alejarnos. De esta forma, tanto si es un gatito que está jugando como si es un gato que se siente amenazado por el motivo que sea, podrá tranquilizarse.

Hay que ganarse la confianza poco a poco, ofreciéndole golosinas para gatos, invitándole a jugar -siempre con una cuerda o un juguete-, y dedicando tiempo a entender su lenguaje corporal.

Remedios caseros para arañazos de gato

Mientras el peludo aprende a no arañar, puede que alguna que otra vez nos arañe. Para tratar la herida debemos hacer lo siguiente:

  1. Lavar la herida con agua y jabón.
  2. Desinfectarla con agua oxigenada.
  3. Aplicar gel de Aloe vera, que tiene propiedades hidratantes, antiinflamatorias y regeneradoras.
  4. No tapar la herida. Es mejor que le dé el aire para que cicatrice más rápido.

Si el arañazo ha sido profundo, hay que acudir inmediatamente al médico.

Patas de un gato azul ruso

Espero que estos consejos te sean de utilidad 🙂 .

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida

Categorías

Curiosidades

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *