¿Qué hago si mi gato está afónico?

El gato es un animal que puede quedarse afónico

El gato, al igual que nosotros, puede quedarse afónico alguna que otra vez a lo largo de su vida. Si bien no es un problema muy común, puede suceder que un día su tono de voz cambie un poco. De ser así, tenemos que averiguar por qué ha pasado ya que puede que haya cogido frío o, en casos más serios, que esté enfermo.

Por estos motivos, si alguna vez nos preguntamos qué hago si mi gato está afónico, aquí encontraremos la respuesta a nuestra duda 🙂 .

¿Cuáles son las causas de afonía en gatos?

El gato puede quedarse ronco

La laringe de los gatos es bastante similar a la nuestra, y funciona de una forma parecida (pero NO igual). Del mismo modo que nosotros podemos quedarnos afónicos cuando cogemos frío, gritamos demasiado, tosemos o estornudamos mucho, o tenemos alguna enfermedad o irritación como la laringitis, a nuestro querido amigo peludo también le puede ocurrir lo mismo.

Para evitarlo, es importante darle una alimentación de alta calidad (sin cereales) que mantenga su sistema inmune fuerte, y evitar que salga al exterior en los días que haga frío, muy especialmente si es un gato friolero al que le gusta meterse debajo de las mantas para protegerse, ya que ellos suelen ser los que cogen resfriados más rápidamente.

¿Cómo saber si mi gato está afónico?

Cuando un gato tiene problemas para afinar la voz, enseguida notaremos que sus maullidos se vuelven más graves, entrecortados e incluso roncos. Puede que sus maullidos sean más cortos, ya que no puede hacerlo de otra manera al tener problemas en su caja de voz.

Si el caso es grave, se puede llegar a quedar sin voz, es decir, que abrirá la boca con intención de maullar, pero no será capaz de emitir sonido alguno.

¿Qué hacer para ayudarle?

Si tenemos un peludo afónico, lo primero y más importante que tenemos que hacer es llevarlo al veterinario. Como hemos comentado, son varios los motivos por los cuales se ha podido quedar afónico, y para que mejore puede necesitar antibióticos u otro tipo de medicamentos que sólo el profesional nos puede recomendar. Nunca hay que automedicar al animal, pues podríamos poner su vida en peligro.

En casa será recomendable hacerle caldo de pollo casero y echárselo a su comida. Así, al comer un alimento que está a una temperatura cálida, su garganta se podrá recuperar mejor.

¿Qué significan los cambios de voz en tu gato?

Además de lo comentado más arriba, los gatos también pueden presentar cambios en su voz y estar afónicos por otros motivos. Es importante que los dueños de los gatos lo tengan en cuenta para que puedas buscar ayuda profesional lo antes posible en cuanto noten que en su gato está ocurriendo algo raro en su voz.

Cada vez que notan cambios de voz en sus mascotas, la mayoría de los dueños de gatos generalmente permanecen tranquilos. Después de todo, todos han tenido la experiencia de un resfriado fuerte, uno durante el cual casi pierden la voz por completo. Por lo general, pensarías que era molesto, pero no un problema de salud grave.

Si bien esta afirmación podría ser cierta para los humanos, no se puede decir lo mismo de los felinos. De hecho, los cambios de voz en los gatos generalmente indican un problema de salud subyacente y no un simple resfriado. Por lo tanto, no debes tomar este problema a la ligera.

Un hecho poco menos conocido sobre los felinos es que su cuerda vocal no es única, en el sentido de que poseen una membrana extra, la cuerda ventricular. Estos cordones ventriculares se usan comúnmente para ronronear. Cuando tu gato ronronea, estos “cables” vibran a un ritmo rápido y sin cerrar la tráquea por completo.

Razones comunes por las que tu gato experimenta cambios en la voz

El chocolate es perjudicial para los gatos

Los cambios de voz o afonía en los felinos generalmente indican que hay una interferencia mecánica con el proceso o que podría haber una falta de estimulación de los nervios asociados con las cuerdas vocales. Según los veterinarios, las infecciones respiratorias pueden provocar cambios en la voz de los gatos, pero estos son casos muy raros. Las interferencias mecánicas y neurológicas responsables de esta situación incluyen:

Trauma

Si el gato experimenta una lesión grave en el área del cuello, podría interferir con la función de las cuerdas vocales. Tenga en cuenta que la inflamación en el área de la garganta no necesariamente ocurre debido a lesiones penetrantes.

Abscesos

La razón por la que debería reconsiderar permitir que su gato deambule libremente en su patio trasero es que los huesos de los pequeños animales que atrapan y comen pueden quedar alojados en las amígdalas, la laringe o la garganta y causar hinchazón. Además, los veterinarios reportan abscesos como resultado de peleas.

Tumores

Los tumores malignos y benignos que aparecen en el área de la laringe y la garganta ejercerán presión y aglomerarán el tejido normal. Al mismo tiempo, los tumores primarios de los nervios pueden conducir a una pérdida de estimulación en las cuerdas vocales. A veces, las formaciones cancerosas que se producen en las regiones circundantes de la garganta pueden pellizcar los nervios de la laringe y silenciar las cuerdas vocales.

Condiciones autoinmunes

Al igual que los humanos, los glóbulos blancos del gato pueden activarse, un síntoma común en la mayoría de las afecciones autoinmunes. Si esto sucede, los glóbulos blancos atacarán el nervio y lo dañarán, limitando así su capacidad de enviar impulsos a las cuerdas vocales y la laringe.

Trastornos musculares

Podría ser que desempeñan una función diferente en teoría, pero muchos dueños de mascotas no se dan cuenta de que las cuerdas vocales son en realidad un músculo. Por lo tanto, en caso de que tu gato sufra un trastorno muscular, la afección bloqueará la unión neuromuscular y provocará cambios o pérdida de la voz.

Razones psicológicas

Si te has mudado recientemente a un nuevo hogar, es posible que tu gato aún se esté acostumbrando. A veces, hacer que los visitantes pasen la noche o conseguir un montón de muebles nuevos también puede provocar la falta de maullidos.

La ansiedad por separación también puede desencadenar este tipo de comportamiento, aunque es más común que los felinos deprimidos o ansiosos maúllen constantemente en lugar de quedarse callados.

Otra razón psicológica para la falta de maullidos es la asociación personal de un gato con los maullidos. Si sucedió algo doloroso la última vez que intentó maullar, podría estar reprimiendo su voz a propósito. Tal comportamiento postraumático a menudo se acompaña de otros síntomas como pérdida de apetito, letargo o comportamiento destructivo.

Pérdida temporal de voz

Otra razón para la falta de maullidos podría ser una pérdida temporal de la voz. Similar a cómo pierdes la voz cuando has estado gritando toda la noche en un concierto, tu gatito también podría pasar por algo similar. La pérdida temporal de la voz no es motivo de pánico. Tu gato debería volver a su vocalización normal en un par de días.

Infecciones respiratorias superiores

Incluso las razas felinas saludables en general pueden desarrollar infecciones respiratorias, independientemente de su edad. Entre las enfermedades respiratorias superiores más comunes en los gatos se encuentra el herpes felino . Los resfriados, las alergias, el calicivirus y otros problemas respiratorios similares pueden causar fácilmente una pérdida repentina de maullidos.  Si cree que tu gato tiene una infección respiratoria superior o una afección respiratoria, llama a tu veterinario lo antes posible.

Rabia

Si permite que su mascota deambule libremente por el exterior, podría contraer la rabia de otro animal infectado. La rabia a menudo provoca una voz ronca de tal manera que puede parecer que un gato solo está abriendo la boca sin producir ningún sonido maullido. Si existe la menor posibilidad de que su gatito haya estado cerca de un animal rabioso, debe llevarlo a la oficina del veterinario de inmediato.

Parálisis laríngea

La parálisis laríngea es una disfunción de la caja de la voz, típicamente causada por la edad / degeneración de la caja de la voz. Si su gato lo padece, sus cuerdas vocales no producirán ningún sonido.

Hipertiroidismo

El hipertiroidismo es un trastorno de salud causado por las glándulas tiroides hiperactivas. Los  gatos mayores son más propensos a desarrollarlo que sus contrapartes más jóvenes. Si bien sucede, esta no es una causa común para que los gatos pierdan su maullido.

Daño en el nervio

Otra posible razón para la pérdida del maullido de un gato es el daño al nervio que controla la caja de la voz. Este deterioro puede ser por compresión externa o trauma interno. El daño a menudo es causado por cuerpos extraños, como hojas de hierba o ramitas, en la región laríngea.

Dada la gravedad de las causas responsables de la pérdida de voz parcial o completa en felinos, creemos que es comprensible por qué la intervención temprana es absolutamente obligatoria. Con algunas excepciones, la mayoría de las condiciones que conducen a cambios de voz son manejables. Por lo tanto, si ves que tu gato está perdiendo el maullido, no tardes en acudir al veterinario lo antes posible.

El gato puede quedarse sin voz

Y, por supuesto, debes de mantenerlo calentito y, sobretodo, darle mucho cariño para que poco a poco pueda recuperarse.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.