¿Cuáles son los síntomas y el tratamiento de la pancreatitis en gatos?

Cuando convivimos con un gato es importante que prestemos mucha atención a su comportamiento, ya que este es un animal que no suele mostrar ningún signo de debilidad o malestar hasta que la enfermedad ha avanzado ya bastante lo cual retrasa el diagnóstico y, por consiguiente, también complica el tratamiento.

Una de las enfermedades más comunes y que más desapercibida pasa es la pancreatitis en gatos, puesto que muchos de los síntomas son comunes en otras dolencias. Así que veamos cuáles son y su tratamiento.

¿Qué es?

La pancreatitis en gatos o pancreatitis felina es la inflamación del páncreas. Este es una glándula que se encuentra en el intestino delgado y que cumple con dos funciones muy importantes: producir hormonas como la insulina, y fabricar sustancias que ayudan a digerir los alimentos.

El origen de esta enfermedad no se puede saber con certeza ya que son varias: insecticidas, virus, agentes infecciosos (bacterias, hongos), alergia, un traumatismo o incluso una dieta alta en grasas pueden provocar pancreatitis en el felino.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas más frecuentes son:

  • Pérdida de peso
  • Pérdida de apetito
  • Diarrea
  • Vómitos

En casos graves, el intestino delgado y el hígado pueden sufrir una inflamación, detectándose así ictericia.

¿Cómo se hace el diagnóstico?

Si sospechamos que nuestro gato no está bien, deberemos de llevarlo al veterinario lo antes posible. Allí le harán una exploración física para saber si el animal siente dolor en el abdomen y si las mucosas están amarillentas, lo cual podría ser señal de que sufre ictericia. Además, le hará un análisis de sangre y una ecografía.

¿Cuál es el tratamiento?

El tratamiento de la pancreatitis en gatos pasa por cambiarle la dieta. Hay que darle una alimentación de alta calidad, sin cereales, y que además sea baja en grasas. Asimismo, también son muy recomendables los productos ricos en B12.

En casos graves se le hará, siempre en el hospital veterinario, un ayuno de sólidos acompañado con la administración de suero por vía intravenosa. Nunca hay que hacerlo en casa ya que si el gato pasa más de tres días sin beber ni comer su vida podría correr serio peligro.

Esperamos que este artículo te haya sido de utilidad. 🙂

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida

Categorías

Enfermedades

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *