El gato Savannah, el más grande de todos

Mirada del gato Savanaah

Si pensabas que los Maine Coon era un gato de raza grande… el Savannah te parecerá un leopardo en versión media (y no mini 🙂 ) de 23kg de peso. Este hermoso animal es tan grande como cariñoso, y tan afectuoso como juguetón.

Se trata de un gato híbrido al que cada vez son más las personas adoran. Y es que, esa dulce mirada hace que cualquier corazón se derrita. Pero, ¿cuál es el origen del Savannah? Y, lo más importante, ¿qué cuidados requiere para ser feliz?

Historia del gato Savannah

Ejemplar joven de Savanaah

El ser humano siempre ha querido conseguir ejemplares más bonitos, más resistentes y a la vez de más fácil domesticación. En el año 1986 se cruzó a una gata doméstica con un serval africano. El serval es un animal que vive en África, que llega a pesar un máximo de 18kg y que suele tener un máximo de 4 crías tras 65 días de gestación.

La gatita que nació de ese primer cruce heredó las características principales de su padre, es decir, el tamaño, el patrón moteado de su pelaje, y por supuesto también parte del instinto salvaje felino. Aunque, al tener como madre una gata doméstica, suponemos que a su pequeña le debió de gustar estar en compañía de los humanos.

Una serie de criadores de gatos se interesaron por esta gatita tan especial, y continuaron desarrollando la raza. Así, se cruzaron con gato siamés, gato común de pelo corto, oriental de pelo corto, mau egipcio y ocicat.

En el 2012 fue oficialmente aceptada como raza por TICA (The International Cat Association), aceptando 5 generaciones de Savanaah (F1, F2, F3, F4 y F5, que es como se clasifican las generaciones de domesticación. Es interesante destacar que las generaciones más nuevas son de un tamaño menor que las primeras, y más dóciles).

Características físicas

Gato Savannah con una niña

El Savannah es un gato grande, que pesa entre los 9 y los 23kg (dependiendo de su generación). Su cuerpo es grande, largo, fuerte y estilizado, y está protegido con pelo corto y sedoso que puede ser de color café con manchas oscuras o negras, azul con manchas negras, gris con manchas oscuras o negras, y naranja con manchas oscuras y negras.

La cabeza es de tamaño mediano, y sus ojos son ligeramente redondeadas, de color verde, marrón o amarillos. Las patas son largas y ágiles. Su cola es larga, fina y con aros oscuros bien marcados.

¿Cuál es su carácter?

El comportamiento de la raza Savannah puede variar un poco dependiendo de la generación a la que pertenezca. Si es F1 o F2, será mucho más activo, y no mostrará mucho interés por los mimos; en cambio, si es un F3, F4 o F5, tendrás más ganas de estar con los humanos y disfrutará más de su compañía.

Hay que tener en cuenta que los genes del serval africano aún siguen muy vivos en el ADN del Savannah. Esto significa que le encanta saltar, estar en el exterior, y jugar. Por eso, es un felino que necesita una serie de cuidados especiales para que sea feliz.

Cuidados especiales del Savannah

Gato savannah tumbado

Alimentación

Tiene que comer comida de excelente calidad, sin cereales ni subproductos. Lo ideal es darle Dieta Yum, Summum o similares desde que es un gatito, así nos aseguraremos de que su crecimiento y desarrollo son los óptimos.

Ejercicio y juegos

Cada día es preciso salir a pasear con él, como si de un perro se tratase. El Savannah tiene que poder pasear por el exterior, con su arnés y correa, y siempre por zonas tranquilas.

Además, en casa hay que dedicarle tiempo. Dos o tres sesiones de juegos de 10-15 minutos de duración todos los días harán que sea el peludo más feliz del mundo.

Higiene

Será suficiente con cepillarle a diario y limpiarle los ojos con una gasa humedecida en manzanilla (en infusión) de vez en cuando.

Salud

Este es un gato que goza de buena salud. No obstante, él, al igual que cualquier otro, puede enfermar. Por eso, si vemos que pierde el apetito, baja de peso, o lo vemos apático, debemos llevarlo al veterinario para que lo examine.

Cómo comprar un gato Savannah

Cachorros de Savannah

Cachorros de Savannah con una semana de edad.

Criadero

¿Te gustaría convivir con uno de estos peludos pero no sabes cómo encontrar un criadero que sea serio y profesional? Aquí tienes unos cuantos consejos que te vendrán muy bien para que te lleves a casa el animal que tanto deseas:

  • Las instalaciones, así como las jaulas y los comederos, deben de estar limpios.
  • Los animales deben de estar bien cuidados, sanos y activos.
  • El encargado debe de responder a todas tus dudas, y dejarte ver a los padres del cachorro.
  • No te dará el cachorro antes de los 2 meses de edad.
  • Cuando llegue el día señalado, te lo entregará con toda la documentación en regla: pasaporte, vacunas, pedigrí.

Particular

A menudo te puedes encontrar anuncios de venta de gatos de todas las razas por Internet. Pero, ¿cómo evitar que nos estafen? Así:

  • Es muy importante que indique los datos de contacto, como el nombre y el teléfono.
  • El contenido del anuncio debe de estar escrito en un sólo idioma. Parece lógico, pero si al leerlo te parece que no es muy coherente, o que hay palabras que no se entienden, desconfía. Hay muchos estafadores que lo que hacen es escribir un texto en su idioma y traducirlo con algún traductor online; y pese a que han mejorado mucho, lo cierto es que todavía comenten fallos.
  • Si te pide dinero por adelantado, desconfía.
  • En el caso de que llames, deberías ir a poder ver los cachorros y estar un rato con ellos.
  • Los gatitos no los entregarán con menos de dos meses de edad.

Tienda de animales

En las tiendas de animales también puedes encontrar gatitos a la venta. El único inconveniente es que, como en el caso de que se compre a un particular, se entregan sin pedigrí. Pero estarán sanos y bien cuidados.

Precio 

El precio variará dependiendo de dónde lo compres, pero más o menos te puede costar entre los 1400 y los 6700 euros comprado en un criadero, y 400-500 euros a un particular o en una tienda de animales.

Fotos y vídeo

Para terminar, te adjuntamos una serie de preciosas fotos y vídeo:

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida

Categorías

Gatos

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

2 comentarios

  1.   Mariela dijo

    Por lo visto es un animal híbrido con una especie silvestre, por lo tanto semi salvaje. Necesita espacios amplios y es mucho más ágil, más fuerte y más grande que un gato doméstico, tiene las patas más largas, aparenta ser un gran corredor. En uno de los videos se observa un acto imprudente, la señora juega “a las manos” con el felino y éste golpea su cara…Personalmente me da una mezcla de pena y miedo, creo que los felinos salvajes deben tener su lugar respetado en el mundo, pero mezclarlos con los domésticos no creo que sea la respuesta…No me parece prudente convivir con esta “nueva especie”. Saludos

    1.    Monica Sanchez dijo

      Hola Mariela.
      Yo tampoco soy muy partidaria de los gatos híbridos. Considero que los animales salvajes tienen que vivir en libertad, en su hábitat natural. Pero reconozco que el Savannah me encanta. Eso sí, necesita espacio y sobretodo educación, pues sus arañazos seguro que duelen por lo menos el doble de lo que duele el arañazo de un gato doméstico.
      Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *