Día internacional del gato

Gato adulto atigrado de color gris

En el calendario hay tres fechas muy especiales para los amantes de los felinos, y son conocidos como el Día internacional del gato. Estos días son la excusa perfecta para demostrarle el cariño que les tenemos, ya sea dándoles una lata o jugar durante un rato más largo con ellos.

Pero también es el momento de reflexionar sobre la situación en la que se encuentran los gatos callejeros. Estos preciosos peludos que a diario deben de buscarse la vida en un mundo donde todavía hay demasiadas personas que poco o nada quieren saber de los gatos.

Origen del Día internacional del gato

Gato negro

El Día internacional del gato se empezó a celebrar en el año 1993 en los Estados Unidos. Por aquel entonces, la hija del ex-gobernador Bill Clinton adoptó a un gato al que llamó Socks. Durante toda su vida el peludito pasó mucho tiempo en la Casa Blanca con su familia, de modo que pronto fue visto por multitud de periodistas y jefes de estado. Falleció en el 2009, un 20 de febrero, rodeado de amor y cariño tanto de la Casa Blanca como de los internautas, que decidieron rendirle homenaje.

Por su parte, el Fondo Internacional para el Bienestar Animal, junto a otras organizaciones que defienden a los animales, empezó a celebrar el día del gato el 8 de agosto; no en vano, ese mes es uno en el que estos felinos están en plena temporada de apareamiento.

Y por último, la experta Collen Paige impulsó el 29 de octubre como Día Internacional del Gato con el objetivo de lograr 10.000 adopciones de felinos ese día cada año. Pero, independientemente de qué día se escoja para celebrarlo, no hay que olvidar que se hacen para conscienciar sobre el respeto que merecen, la tenencia responsable y lo necesario que es adoptar.

¿Cuándo y cómo se celebra?

Durante varios días al año, el 20 de febrero, el 8 de agosto y el 29 de octubre, los que convivimos con uno o varios gatos podemos obsequiarles con deliciosas comidas, como una deliciosa lata de carne de pollo o de atún natural.

En las asociaciones de gatos del mundo se realizan asambleas al aire libre en las que se puede disfrutar de estos animales mientras se aprende más sobre ellos viendo documentales y/o exposiciones. Además, las redes sociales se llenan de mensajes de amor, imágenes preciosas y meses sobre gatos. Estos son una muestra:

 

Los cuidadores de las colonias de gatos: unos verdaderos héroes

Hay quien piensa que los gatos callejeros se pueden cuidar solos, pero la realidad es muy distinta: si su madre no les enseña a cazar, ellos no lo aprenderán nunca. Además, si viven en las ciudades será muy difícil que encuentren algo para comer.

Afortunadamente, no están solos. Hay unas personas, cada vez más, que cada día les llevan de comer y se hacen cargo de ellos: los castran para que no tengan camadas, los llevan al veterinario si están enfermos,… en definitiva, los cuidan como cuidarían del gato que les espera en su casa.

José Luis con sus gatos

Imagen – Facebook de José Luis Pardo Hidalgo

Sin embargo, estas personas, estos verdaderos héroes, cada día se tienen que enfrentar a las burlas, amenazas y acosos de aquellos que no tienen ni idea de felinos. Uno de esos héroes fallecidos es José Luis Pardo Hidalgo, un hombre que llevaba años cuidando una colonia de gatos en Lloret de Mar (Cataluña, España). ¿Cómo murió? Defendiendo a sus gatos de un hombre que lo acosaba con su perro, en el 2017.

Mientras la vida de José Luis ha terminado, el culpable de su muerte es probable que salga impune. Porque así van las cosas. No tiene ninguna lógica.

¿Cómo cuidar a los gatos de una colonia?

Los gatos en la calle necesitan ser libres y respetados

Cuidar de gatos callejeros es un acto noble que, sinceramente pienso, que nos mejora y mucho como personas. Pero hay que hacerlo bien, utilizando el sentido común. Y es que aunque no vivan con nosotros en casa, no es difícil cogerles el mismo cariño que el que le cogemos a nuestro felino.

Por eso, es muy importante que los respetemos, que respetemos que quieran ser libres (solo los gatitos de menos de dos meses podrían darse en adopción con éxito). Pero ojo: mirando de protegerlos de los peligros.

Legaliza la colonia

Aunque sea muy cruel, hay muchos pueblos y ciudades en los que se prohíbe dar de comer a los gatos que viven en la calle, y en otros es obligatorio legalizar las colonias. ¿Cómo se hace eso? Dirigiéndonos al ayuntamiento para preguntar qué hacer.

En el caso de que haya que legalizarlo, tendremos que rellenar un formulario y adjuntar una fotocopia del DNI, tras lo cual nos entregarán un carné. Este carné lo tenemos que llevar siempre con nosotros, en el bolso o donde sea, pues nos permitirá dar de comer a los felinos sin problemas legales. También es muy probable que nos den un cartel que lleve escrito algo así como ”COLONIA CONTROLADA” y abajo un número identificativo o similar.

Aliméntalos con comida seca

Y digo comida seca y no húmeda pues ensucia bastante menos. A los gatos les encanta la húmeda, pero suelen dejar bastantes restos por el suelo 🙂 , y eso en casa no pasa nada, se limpia y ya está, pero en el exterior es un problema. Para evitarlo, hay que optar siempre por darle pienso seco, o como mínimo semi-húmedo.

En cuanto a la composición, lo ideal sería que solo llevarán carne y un porcentaje muy bajo de verduras y frutas, pero si el presupuesto no lo permite tampoco hay que obsesionarse demasiado con eso. Aunque eso sí, debemos saber que hay piensos de gama baja y media que son mejores que otros, por ejemplo:

  • BonMascota: el saco de 10kg cuesta unos 12-13€. Contiene carne de ave deshidratada como ingrediente principal, y si bien lleva arroz (un 19%) y maíz, también contiene carne fresca de cerdo, grasa de pollo, pulpa de remolacha y vitaminas.
  • Megabone: el saco de 20kg cuesta unos 20-28 euros. Y si bien contiene cereales como primer ingrediente, también lleva carne, aceites y grasas esenciales y vitaminas.

Además, debemos de asegurarnos de que tengan agua limpia y fresca siempre a su libre disposición.

¿Se les puede dar de comer en un jardín/garaje/etc. particular?

Siempre que sea nuestro ese sitio o de algún conocido que nos haya dado permiso escrito y firmado, sí que podemos darles de comer ahí. Por ejemplo, yo misma tengo una colonia felina en el jardín. Ellos tienen su refugio donde dormir y protegerse del frío, lluvia, y demás inclemencias del tiempo, y una zona -el jardín propiamente dicho- que lo usan para jugar y tomar el sol.

Nadie puede prohibirnos dar de comer a los gatos si están en nuestra propiedad o en la de alguien que nos haya dado permiso.

Llévalos al veterinario si lo necesitan

Los gatos que viven en la calle también pueden caer enfermos, sufrir alguna fractura o, en definitiva, precisar de atención veterinaria. Teniendo esto en cuenta, es necesario que, dentro de la medida de nuestras posibilidades, vayamos haciendo una hucha cuyo dinero lo destinaremos a estos gatos, que pueden ser imprevistos y muy altos.

Cástralos, tanto a las gatas como a los gatos

Los gatitos en la calle lo pasan mal

Para evitar la sobrepoblación, para evitar que más gatitos nazcan en la calle, para evitar más sufrimiento. Hay que castrar (y no esterilizar) a los gatos, sean machos o hembras, antes de que tengan el primer celo; es decir, antes de los 5-6 meses de edad.

En muchas partes del mundo se lleva a cabo el proyecto CES. Es buena idea informarse sobre ello, pero básicamente es llevar a castrar a los gatos y, una vez recuperados, soltarlos en el mismo sitio donde estaban. Así se controla la natalidad, y de paso, se consigue que los animales tengan una vida más larga y tranquila.


Para terminar, te deseamos un muy feliz Día Internacional del Gato.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida