Cuándo llevar al veterinario a un gatito

Gato en el veterinario

El gato en su más tierna infancia es un animal muy frágil, al que hay que proteger más si cabe que un adulto. Su sistema inmune no está tan desarrollado como lo estará una vez que alcance la mayoría de edad, por lo que su salud corre un mayor riesgo ahora que en el futuro.

Al tener un cuerpo pequeñito hace que coja frío o calor muy rápidamente, de modo que cualquier cosa puede hacerle enfermar. Para evitar problemas, te voy a decir cuándo llevar al gatito al veterinario.

Primera visita al veterinario

Si tienes pensado adoptar a un gatito, deberás de llevarlo cuanto antes al profesional para que examine sus ojos, extremidades, y revise sus constantes vitales, y dé inicio al plan de vacunación que debes seguir con el objetivo de evitar que contraiga enfermedades tan graves como la Calicivirosis felina o la Leucemia felina.

Además, en esta primera visita puedes preguntarle qué tratamiento le puedes dar para evitar los parásitos, tanto internos (las lombrices) como los externos (pulgas, garrapatas, ácaros), ya que pueden perjudicarle seriamente.

¿Cuándo hay que llevarlo de nuevo?

Después de la primera visita, hay que volver a llevarlo cada vez que haya que ponerle una vacuna. El calendario de vacunación más común es el siguiente:

  • A los 2 meses: trivalente felina (panleucopenia felina, calicivirosis felina y rinotraqueitis vírica felina).
  • A los 4 meses: refuerzo de la trivalente felina.
  • A los 6 meses: rabia y leucemia.
  • A partir del año: refuerzo de la trivalente felina, de la leucemia y de la rabia. Estas vacunas se suelen poner una vez al año.

Pero no sólo hay que llevarlo a vacunar, sino también cada vez que sospechemos que está enfermo o que siente dolor, es decir, cada vez que muestre algunos de estos síntomas:

  • Vómitos
  • Diarrea
  • Pérdida de apetito y/o de peso
  • Barriga hinchada
  • Babeo excesivo (que le haya aparecido de repente)
  • Convulsiones
  • Dificultad para caminar bien
  • Aparición de bultos o úlceras
  • Problemas para respirar

Y, en general, cualquier otro síntoma que nos preocupe.

Gatito negro

Para terminar, también te recomiendo llevarlo si no quieres hacerlo criar para que lo esterilice o lo castre los cinco o seis meses de edad. Estas son intervenciones quirúrgicas que evitarán las camadas no deseadas y harán que el gatito pueda llevar una vida larga y feliz.

Todo para tu gato
Cuida a tu gato como se merece con estas recomendaciones que te hacemos y que le encantarán. Además, puedes aprovechar alguna de las ofertas que hay ahora mismo disponibles:
CamasÁrbolesComida

Categorías

Curiosidades

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *