Trucos para tu gato II

  • Si el cuenco de agua de tu gatito es demasiado profundo y el animal se ve forzado a chapotear, puede llegar a retraerse de beber todo el agua que necesita en una etapa en la que sus hábitos se están formando con rapidez.
  • Si tu gato enferma y deja de lavarse, laválo tú, ya que si no puede perder las ganas de vivir, y el mero hecho de que lo laves con cariño puede favorecer su recuperación.
  • Es muy importante estimular al gato en el interés por el ataque o juego, dado que, al tiempo que se evita la aparición de problemas de obesidad, garantiza la supervivencia delanimal en el caso de que llegue a perderse algún día.
  • No cries a tu gatito en una cesta de mimbre ya que el mimbre es dificil de limpiar y la cria puede cometer algunos errores en sus costumbres, como las necesidades.
  • No le des nunca a tu gatito comida pasada ni conserves restos que se ha dejado anteriormente.

 

 


Escribe un comentario