Toxoplasmosis (II)

Te seguiremos hablando de la toxoplasmosis. En este caso basándonos en el gato.

El gato se enferma de toxoplasmosis cuando aun es muy joven (cuando solo tiene entre dos y cuatro meses de edad), es cuando empieza a alimentarse de carne cruda. Esta carne puede ser dada por sus dueños o puede provenir de animales que son cazados, este caso es mucho más grave, ya que puede contagiarse sin saberlo.

Existen diferentes fases dentro de la enfermedad. Cuando se encuentra en una etapa extraintestinal solo se manifiesta en un pequeño grupo de gatos. Entre los síntomas que presentan en esta fase podemos mencionarte: fiebre, falta de apetito, dificultad al respirar. Este tipo de enfermedad se suele presentar en gatos con sistemas inmunes debilitados.

Toxoplasmosis en el hombre: Esta enfermedad se puede detectar por medio de un análisis de sangre. Si bien muchas personas pueden haber presentado esta enfermedad solo un 40 por ciento presenta síntomas.

El problema más grave es cuando aparece durante el embarazo y las si es dentro del quinto o sexto mes. Esto puede causar abortos instantáneos o malformaciones en el feto.

El gato se puede contagiar a través de la ingesta de carnes o viseras, además de cuando salen a cazar cucarachas o roedores vivos. Otra forma de contagio es por medio de huevos maduros del suelo, que fueron eliminados por algún gato que ya estaba enfermo.

En el hombre la toxoplasmosis se transmite por medio de carnes crudas o semicrudas, a través de la ingesta de huevos o verduras contaminadas por encontrarse mal lavadas. También es posible el contagio desde la madre hacia el feto, cuando está embarazada.


Categorías

Enfermedades

Maria

Trabajo como editora de contenidos desde hace un largo tiempo, disfruto escribiendo acerca de diferentes temáticas y siento una gran curiosidad... Ver perfil ›

Escribe un comentario