Terminar con los molestos parásitos en los gatos

gatos-parasitos

Uno de los parásitos más comunes que pueden incomodar a los gatos son las lombrices intestinales sobre todo a los gatitos jóvenes, ya que éstos pueden pasarse de la madre al gato, y los que suelen salir fuera de casa.

Los gusanos son otros molestos parásitos que pueden transmitirse a través de las heces contaminadas. Hay que atajar estas molestias porque debilitan su sistema inmunológico hasta el punto de terminar con su vida, al no ser, que se cure a tiempo.

Para detectar si el gato está invadido por los parásitos, no hay más que observar el comportamiento del gato, los síntomas más comunes son, vómitos donde se incluirá como pequeños hilillos blancos, náuseas, diarreas donde las heces del gato serán como granos de arroz.


Realmente será el veterinario el encargado de diagnosticar si el gato realmente está infectado por algún tipo de parásito, bien sea de gusanos o de lombrices, mediante un análisis de las heces. El veterinario también es el único que puede recetar el medicamento adecuado tras el análisis así como su dosis sin saltarse ninguna toma.

Tras ser detectada la infección intestinal hay que cambiarle y lavarle bien el arenero, hay que lavar todas las mantas u objetos suyos y procura que no se exponga a infecciones externas. Realiza una limpieza a fondo en el hogar y si tienes más animales en el hogar es necesario que los observes por si, puede coger la infección.

Otro de los parásitos que pueden infectar al minino son las pulgas. Si sospechas que las tiene o ha estado en lugares donde las hay, utiliza un medicamento para controlarlas y, toma medidas para erradicarlas si las tienes en casa, basta con cualquier producto que hay en el mercado para exterminarlas.


Categorías

Enfermedades

Rosa Sanchez

Puedo decir que el gato puede ser el mejor amigo del hombre. Rodeada siempre de ellos me impresionan y me maravillan por la gran capacidad que tienen... Ver perfil ›

Escribe un comentario