Razas: Sphynx

 

 

Vale, este gato tiene un nombre bastante extraño, quizás también porque sus características también son extrañas.

El Sphynx es un gato proveniente de Canadá (de donde se le vió por primera vez). Es un gato que se caracteriza por la ausencia total de pelo. Sus orejas son muy grandes (también causado el efecto por esa ausencia de
pelo) pero lo que más llama la atención es su piel que puede no ser totalmente de un color sino que puede tener manchas.

El Sphynx es un gato de raza de tamaño medio y muy musculoso. Tiene una cola larga que se estrecha en el medio y los ojos, en forma de limón, se inclinan hacía las orejas.

Esta raza es muy sensible a los cambios de temperatura, por no disponer del pelo necesario y por ello hay que evitar que estén demasiado tiempo al lado de los radiadores o tomando el sol porque son propensos a quemarse la piel muy fácilmente.

También hay que tener en cuenta que los gatos Sphynx sudan y hacen que su piel se ensucie fácilmente por lo que una limpieza diaria nunca está de más en esta raza.


Escribe un comentario