¿Qué tipos de rascadores para gatos hay?

Gatito en rascador

Una de las cosas más importantes que necesita un gato casero, incluso si va a tener acceso al exterior, es un rascador. En el mercado hay varios tipos, unos altos, otros más bajos, con cama o sin,… Hay tanta variedad, que puedes acabar volviéndote loco o loca buscando uno que realmente le guste a tu peludo.

Para evitarlo, vamos a hablar de los rascadores para gatos: qué son, los tipos que hay, y de mucho, mucho más.

¿Qué son los rascadores?

Gato naranja

Los rascadores para gatos son un objeto o una parte del mobiliario gatuno que todo felino necesita. Los gatos se afilan sus uñas varias veces al día, y qué mejor que lo haga en un sitio adecuado para ello, y no en el sofá, ¿verdad? Por ello, es muy importante que, antes incluso de que el animal llegue a casa, le compremos su rascador.

Tipos de rascadores para gatos

Dentro del mundo de rascadores para peluditos con garras, distinguimos varios tipos, que son:

Torre

Empezamos por los rascadores más grandes del mercado: las torres. Pueden medir hasta 260cm de altura, aunque la mayoría se puede adaptar a una altura menor. Verás que hay varios modelos: con cueva, con tres postes, elevado o multiusos. Están hechos de peluche, felpa y de sisal natural. Son perfectos cuando conviven dos o más gatos en un mismo hogar.

Rascadores tipo árbol

Son muy completos. Se componen de dos o más postes sujetos a una base ancha, juguetes, y suelen tener una o más camas para que el gato pueda relajarse. Con una altura comprendida entre los 120 y los 240cm, el animal puede controlar su entorno.

Poste rascador

Hay muchos modelos y formas, como los naturales, con cama, con juguetes o los que se componen simplemente de un pequeño poste sujeto a una base cuadrada. Tienen una altura comprendida entre los 40 y los 120cm, que es por lo que están especialmente recomendados para gatitos o gatos pequeños.

Rascadores verticales

Son sin duda los más económicos, y una opción ideal si no tienes claro qué modelo escoger. Además, hay varios modelos distintos: inclinado, con forma, tablas, o para poner en una esquina.

¿Qué hacer para que el gato use el rascador?

Ya has comprado el rascador, pero tu gato parece que no le hace ni caso. Seguro que te preocupa, ¿verdad? A veces estos animales necesitan que les enseñemos a usarlo, y para ello podemos hacer lo siguiente:

  • Pasar nuestras manos sobre el rascador, como si lo estuviésemos utilizando, para que nos imite.
  • Cogerle su patita con suavidad, y pasársela por el rascador presionando un poco para que sus uñas sobresalgan un poco, lo mínimo para que simplemente rocen el rascador.
  • Pulverizar el rascador con spray de Catnip (es un producto que encontrarás a la venta en tiendas de animales).
  • Si es un rascador alto, ponerle una golosina encima de un poste o en una cama para que tenga que subir a buscarlo, y se dé cuenta de que tiene un ”juguete” donde poder afilarse sus uñas.

Gato en rascador

Los rascadores para gatos son unos objetos muy importantes que no deben de faltar en ningún hogar donde haya felinos. Elegir uno no es fácil, pero esperamos haberte ayudado, al menos un poco 🙂 .


Categorías

Gatos

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Escribe un comentario