Problemas con los vecinos

 

Sigo en este post sobre los problemas que ocasionan ,algunas veces, nuestros felinos en las casas de los vecinos.

Pero claro, los gatos que vagan por ahí tienen el riesgo de dañar los jardines de los vecinos y sus plantas, algo que no le hará ninguna gracia. Si dejas al gato irse fuera, estate atento de donde va. Y si ves que se adentra en casa de un vecino llámalo para que vuelva, hay personas tolerantes con los animales, pero hay otras que no lo son tanto.

Un gato que no está castrado o esterilización puede convertirse en un vecino indeseable para otras personas. Las gatas entran en su primer ciclo de celo entre los cinco y siete meses de edad, y puede tener varios celos durante todo el año. La esterilización elimina el problema del celo en una hembra, que atrae a otros gatos y sus maullidos y peleas molestarán a los vecinos. Un gato macho que no está esterilizado puede ser propenso a vagar por las calles y pelear buscando gatas. Otro dato a destacar es su marcaje de orina, lo hacen muy a menudo en la época del celo y su olor es muy fuerte y desagradable.

Mantén a tu gato bien alimentado, intenta que sea una alimentación nutricionalmente completa y equilibrada, de calidad y especial para mascotas. Llévalo al veterinario con regularidad para mantener sus vacunas regularmente y ten la certeza de que está libre de parásitos internos y externos y, en general, que tenga buena salud.


Escribe un comentario