La Vejez de los Gatos


Los gatos generalmente entran a la vejez a los 8 años de edad, y aunque esto no es algo matemático y decisivo para todos los gatos, más o menos el proceso degenerativo propio de la vejez puede llegar a retrasarse y presentar síntomas de envejecimiento alrededor de esta edad y máximo hasta los 10 años. De igual manera, aunque la mayoría de las especies de felinos, alcanzan hasta los 17 años de edad, existen gatos muy longevos que han conseguido superar los 20 años.

Es importante resaltar que la vejez, no solo disminuye la vitalidad del animal, también aumenta las posibilidades de contraer enfermedades, como por ejemplo empezar a padecer de diabetes, problemas dentales, anemia, obesidad, hipertensión, hipotiroidismo y otro tipo de enfermedades de carácter intestinal. Aunque la mayoría de las veces, los síntomas de estas enfermedades no se hacen visibles, al llegar la vejez es importante empezar a realizar ciertos chequeos médicos para evitar que empiecen a aparecer y  afectar la salud de nuestro animalito. Es por este motivo, que recomendamos que al llegar a la vejez, nuestros animales visiten al veterinario para que le realicen una serie de exámenes en los dientes, los oídos, las uñas y la piel de nuestra mascota.

De igual manera, es importante que al realizar las visitas periódicas, averigüemos acerca de las vacunas que van a necesitar, como por ejemplo, las vacunas contra la leucemia felina, la rabia, la clamidiasis y la bordetelosis. También debemos empezar a prestar mucha más atención a la alimentación del animalito, tanto para ayudar a evitar enfermedades, como para asegurarles una mejor calidad de vida durante su vejez.


Escribe un comentario