El lenguaje de la cola

Cola de gato

La cola es una parte del cuerpo del gato que nos puede dar muchas pistas acerca del estado de ánimo de nuestro amigo. Es tan fiable, que cuando no sabemos interpretar lo que nos está intentando decir, es muy recomendable que nos fijemos en la posición y movimiento de la cola. Sólo así podremos saber a ciencia cierta si está feliz o enojado, pensativo o tranquilo, y poder actuar en consecuencia.

Si quieres saber más sobre tu gato, no lo dudes: sigue leyendo.

Como decíamos, con la cola nuestro gato nos puede decir mucho, pero… ¿el qué? Todo depende del movimiento y posición de la cola. Teniendo esto en cuenta, si…:

  • está sentado y mueve la cola de un lado a otro: hay algo (o alguien) que le está irritando
  • si la tiene hacia arriba pero no la mueve: está contento
  • si tiene el pelo rizado: está preparado para atacar
  • si está levantado y tiene la cola bien hacia arriba: está muy interesado
  • si la tiene entre las patas: siente miedo, o incluso puede que se muestre sumiso ante un, por ejemplo, gato más grande que él
  • si la tiene bajada, ligeramente inclinada hacia afuera: se está mostrando agresivo
  • si está sentado y mueve la punta de la cola de arriba a abajo (como si diese golpes contra el suelo): está pensativo

Gato

Por supuesto, este lenguaje no sería completo si no tenemos en cuenta también la posición de las orejas, la mirada que tiene en ese momento, si tiene el pelo rizado o no, etc. Por ejemplo: cuando le enseñamos su latita favorita, vemos como tiene la cola bien levantada, los ojos bien abiertos, e incluso parece que con sus maullidos nos está hablando, como diciendo ”dámela”, ¿verdad? Esto nos quiere decir que nuestro gato en ese momento está más que interesado en que le des la lata.

Los gatos son animales increíbles, ¿no te parece?


Categorías

Curiosidades

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Escribe un comentario