Desde cuando los gatos son “mal vistos”

Todos los dueños de gatos sabemos que aun hay muchas personas que asocian a estas mascotas con el misticismo y figuras malignas, tachándolos de traer mala suerte y un montón de cuentos más. Pero desde cuando se tiene este concepto del gato?

Recordemos que los gatos fueron animales sagrados y venerados por muchas culturas de la antigüedad, principalmente en Egipto, pero también en Grecia y Roma se cuidaba y respetaba a estos animales. Su tiempo oscuro les llegó en un periodo de la historia considerado muchas veces calamitoso para las mismas personas: la Edad Media.

Y curiosamente fue la Iglesia desde donde se incentivó la eliminación de los gatos, alegando que representaba al demonio, y convirtiendo sus torturas en espectáculos para el pueblo. De esta manera, en las celebraciones de San Juan y el Día de Todos los Santos no podían faltar las hogueras donde se sacrificaba a los desventurados felinos.

Por causa de estas medidas, la población felina de las ciudades europeas disminuyó de gran forma, trayendo con ello una grave consecuencia para la sociedad que se vio cruelmente reflejada durante uno de los episodios más escalofriantes de la historia: la Peste Bubónica.

Esta pandemia que se extendió por toda Europa y parte de Asia durante el siglo XIV, se cobró la vida de más de 25 millones de personas, llegando a tales extremos, entre otras cosas, por causa de la gran proliferación de ratas que había desde que los gatos disminuyeron en número, siendo estos roedores los principales agentes de infección.

Aun así, los gatos siguieron siendo perseguidos y eliminados, peligrando para el año 1400 su total extinción en el continente europeo, recuperando algo de su pasado prestigio recién en el siglo XVII, debido, como no podía de ser de otra forma, por su habilidad para casar ratones y mantener a ralla a todo tipo de roedores.

Desde ese momento el gato fue vuelto a permitir en la sociedad, comenzándose incluso a tomarlo como animal de compañía y hasta como elemento de distinción. Pero lo cierto es que aun queda mucho camino por recorrer para vencer los prejuicios que se tienen contra estos animalitos tan cariñosos e independientes.


3 comentarios

  1.   Mapache dijo

    La religión como siempre, causando daño a todos con sus estúpidas leyes y supersticiones

  2.   Miguel dijo

    Malditos RELIGIOSOS (teocentristas)

  3.   carolina dijo

    segun la iglesia de la edad media todo era malo.
    si una mujer pensaba era bruja. si un hombre decia “no” era un hereje.
    si alguien no autorizado leia era obra del mal y merecia la muerte o la expulsion de la sociedad.
    de cualquier modo lo que no querian era que alguien cuestionara las barabaridades y pusiera en peligro el poder .
    lo increible es qu algunas personas sigan creyendo en esas falsas creencias.

Escribe un comentario