Cuando debemos Amputarle un Miembro a nuestro Gato


Los gatos, son criaturas extraordinarias, que aunque pueden no ser tan cariñosos como los perros, nos proporcionan a nosotros, los seres humanos, mucha tranquilidad, cariño y ternura. Son animalitos bastante agiles que pueden saltar grandes distancias y subirse a sitios inalcanzables para muchos de nosotros. Sin embargo, en muchas ocasiones, una caída, o una enfermedad puede ocasionar la pérdida de una de sus extremidades.

La amputación de un miembro de nuestro gatito, primero que todo, no es un procedimiento que termine con la vida de nuestro amiguito. Los gatos, a diferencia de muchos de nosotros los humanos, tienen la capacidad de adaptarse a la falta de una de sus extremidades muy rápido, y querrán empezar a moverse y a saltar y a jugar como lo hacían antes. En muchas ocasiones, la amputación es mucho mas difícil para los dueños de mascotas que para los mismos animales, ya que nosotros vemos la pérdida de su extremidad, con tristeza, con pesar, como si nuestra mascota no pudiera seguir viviendo. Debemos tratar de aplaudir a nuestro animal, ya que se encuentra vivo y con muchas ganas de seguir viviendo.

Debemos recordar que los gatos son animalitos que aprenden por ensayo y error, por lo que estarán tratando con todas sus fuerzas de conseguir lo que se proponen aun con una extremidad menos, por lo que nosotros debemos tratar de protegerlos y facilitarles un poco la vida para que no agoten sus fuerzas rápidamente.

Te recomiendo que después de realizar la amputación de uno de los miembros de tu mascota, hables con el veterinario para que te aconseje y te prevenga acerca del tratamiento posterior, los dolores que puede sentir tu mascota, y los antibióticos que pueda requerir.


Escribe un comentario