¿Cómo determinar el sexo de un gato?

Muchas personas, al adquirir una nueva mascota, pueden llegar a tener una preferencia por uno de los dos sexos, sin embargo, en algunas ocasiones, determinar el sexo de un gatito que todavía no se ha desarrollado puede ser desalentador, ya que no será tan sencillo como en el caso de los perros. Sin embargo, no te preocupes ni te desanimes, hay una técnica para hacerlo. Solo debes seguir leyendo este artículo para enterarte cómo.

Primero que todo, si el animalito no te conoce, es importante que trates de acercarte cautelosamente, y dejar que te huela la mano. Una vez que empiezas a notar que el animal se siente cómodo contigo, y que actúa como si te conociera, te tendrá la suficiente confianza para dejar que lo agarres. Luego debes tomar al gato y dejar que se acostumbre a que lo estés sujetando. Recuerda que debes darle un poco de tiempo, antes de empezar a tratar de determinar su sexo. Si sientes que el gato esta nervioso, puedes necesitar la ayuda de otra persona para mirar su sexo.

Una vez, ambos, tú y el gatito, se sienten cómodos, puedes empezar levantando su cola y echando un vistazo. Si no crees que el animalito vaya a dejar que levantes su cola, puedes rascarle cariñosamente en la zona donde se encuentran la espalda y la cola, y automáticamente levantará la cola.  Empieza mirando la distancia entre los genitales y el ano. Esta distancia es mucho mayor en los machos que en las hembras.

Si la distancia es de aproximadamente 1,3 centímetros o más el gato es macho. Si ambos están muy juntos y hay menos de 1,3 centímetros de distancia el animalito es hembra. Recuerda que la apertura vaginal se parecerá más a una rendija que a un agujero.


Escribe un comentario