Cómo cuidar a un gato siamés

Gatito siamés

El gato siamés es uno de los felinos con el cual se puede tener una vida muy divertida y entrañable a la vez. Es un animal al que le encanta jugar y correr, pero también descansar junto a su familia humana.

Pertenece a una de las razas más antiguas, por lo que llevarse a uno de estos peludos a casa es llevarse a un animal legendario. Sepamos cómo cuidar a un gato siamés para que sea feliz.

Alimentación

Es muy importante que se alimente con comida de calidad desde que es un cachorrito. De ello dependerá en buena medida su salud posterior. Al ser de una especie animal carnívora, se debe de alimentar con carne. Por este motivo, es conveniente que se le dé comida natural o bien piensos que no contengan cereales ni subproductos, pues no lo necesita y, de hecho, podría ocasionarle problemas de salud, como cistitis.

Además, hay que dejarle a libre disposición un bebedero lleno con agua fresca y limpia.

Cariño y compañía

El siamés es un gato que quiere estar con su familia. Se puede acostumbrar a estar unas horas solo, pero luego tenemos que darle mucho cariño y jugar con él de manera que pueda sentirse bien, que pueda sentirse tranquilo. En las tiendas de animales encontraremos muchos tipos de juguetes para gatos con los cuales él se divertirá…, pero nosotros también 😉 .

Educación

Aunque es difícil adiestrar a un gato, no lo es tanto enseñarle que no debe de hacer según qué cosas, como morder o arañar. Para enseñarle esto, hay que empezar ya desde el primer día a fijarle unos límites, y no dejar que nos haga daño. Hay que pensar que con dos meses puede que no nos haga mucho, pero al cabo de más o menos un año sí que puede provocarnos heridas; así pues, siempre hay que poner un juguete entre nuestra mano y él para que aprenda que es al juguete al que puede morder y ‘atacar’, y no a nosotros.

Higiene y salud

Hay que dejarle una bandeja higiénica donde pueda ir a hacer sus necesidades, y limpiarle los ojos con una toallita húmeda para animales o con una gasa humedecida en una infusión de manzanilla. Además, debemos cepillarlo a diario con el fin de retirarle el pelo muerto.

Por otra parte, cada vez que sospechemos que se encuentra mal, será conveniente llevarlo al veterinario para que lo examine.

Siamés

Así, nuestra vida con un gato siamés será increíble. Seguro 😉 .


Categorías

Gatos

Monica Sanchez

Considero a los gatos unos animales magníficos de los cuales se puede aprender mucho de ellos, y también de nosotros mismos. Se dice que estos... Ver perfil ›

Escribe un comentario