Accidentes Cardiovasculares en Gatos


Desde hace un poco mas de un año, un cantante argentino muy reconocido a nivel mundial se encuentra en coma debido a un accidente cerebrovascular. Y aunque muchas veces pensemos que nuestros animales domésticos tienen un organismo muy diferente al de nosotros los seres humanos, ¿te has preguntado si nuestros gatos pueden sufrir accidentes cerebrovasculares? , desafortunadamente la respuesta es si. La baja incidencia de estos accidentes es bastante alta debido a los bajos recursos que cuentan los especialistas y los veterinarios para diagnosticar este problema. Sin embargo, les tengo una buena noticia, raramente un gatito puede morir o quedar gravemente afectado por este tipo de accidentes cerebrovasculares.

De igual manera, los gatos no son tan propensos a sufrir daños permanentes como nosotros los seres humanos y su proceso de recuperación es mucho mas efectivo que el de nosotros, generalmente se restaura por completo la salud del animalito con pocos días de recuperación.

Tenga en cuenta que un accidente cerebrovascular puede ocurrir no solo en gatos sino en cualquier otro mamífero, y se pueden llegar a distinguir dos tipos de accidentes:

  • Isquémico: este tipo de accidente cerebrovascular ocurre en el momento en que la arteria que se encarga de suministrar la sangre al cerebro queda obstruida o bloqueada, por lo que no hay irrigación de sangre a este órgano.
  • Hemorrágico: este otro tipo de accidente cerebrovascular ocurre cuando los vasos sanguíneos empiezan a irrigar sangre por fuera del cerebro y ocurre algo muy parecido al derrame cerebral.

Es muy importante prestar atención al comportamiento de nuestro animalito, y visitar periódicamente a nuestro veterinario ya que los síntomas de un accidente cerebrovascular pueden fácilmente confundirse con cualquier otro tipo de dolencia. Es importante mantenernos alerta a cambios como: si nuestro gato empieza a caminar de manera inestable, si pierde el equilibrio, si tiene la mirada ausente, tiene disminuido la percepción al tacto, se encuentra desorientado o tiene perdida de su expresión facial.


Escribe un comentario